Aceptación de la vida

Las cosas existen, son un don de Dios. Mi corazón, sus sentimientos, el amor entre hombre y mujer, la vida cotidiana con todas sus características y matices.. las cosas son así porque Dios así lo quiere. Lo natural con todo lo que conlleva, la vida en matrimonio, la procreación y la concepción de hijos como en los pájaros y los demás animales.. Todo ello existe así porque Dios lo ha creado y lo recibimos de Él.

Hay un error que es el de negar la validez de todo eso como terreno propicio para la semilla del reino y sustituirlo por un terreno quizás mas “religioso” pero artificial; mas creado por el hombre que recibido de Dios. Quizás veo eso en la vida monástica analizada desde mi actual estado de conciencia. También quizás en la actitud de evasión de la realidad procurando vivir orando sin parar casi sin dar lugar al desarrollo de la vida cotidiana normal. ¿No será mejor terreno el vivir en la fe lo que la vida cotidiana nos presenta?

Creo que es mas aceptando y no negando y sustituyendo como se trasciende la naturaleza hacia la vida Cristiana plena, sobrenatural pero que puede incluir todo lo natural.

vive la vida que se te ha dado. No la rechaces ni la dejes pasar aguardando a la vida futura ni la “sacrifiques” por la vida futura porque es la necesaria tierra donde la semilla debe germinar y la necesaria harina donde la levadura tiene que leudar.

Liberarme quizás de la carga del cumplimiento de deberes y compromisos religiosos y simplemente vivir la vida normal con mi Fe viviendo mi existencia misma y todo momento de ella como un regalo de Dios. Todo, absolutamente todo, es un don de Dios que recibimos a cada instante. Que mi vocación sea vivir ese regalo de mi existencia. Ni mas ni menos. Vívelo todo y acéptalo todo, si existe es porque Dios lo ha creado. No te avergüences de tus emociones que son un don creado por Dios junto con el corazón que las siente y el yo mismo que es consciente de ello; todo es un don que recibimos de Dios. Tomar conciencia de ello lleva a ver a Dios en todo y a perderse en Él y posibilita la verdadera vida de oración.

4 comentarios sobre “Aceptación de la vida

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s